Ya tenía fans y seguidores en redes sociales pero luego de su última columna se ganó también el apreco de los ‘Dog lovers’ y amantes de las mascotas. Nos referimos a Jaime Bayly, periodista peruano que se desempeña en la cadena Mega TV de Miami. 

Y es que en su última columna titulada “La vida allá abajo”, el autor de novelas como “Yo amo a mi mami” o “Pecho Frío” reveló el inmenso cariño que tiene hacia Leo, un perrito mezcla de razas poodle y bichón frisé. 

El escritor cuenta en su texto que fue su pareja, la escritora Silvia Núñez del Arco, quien llevó el perro “sin pedirle permiso” y causando inicialmente su furia. 

Si bien primero llegó a amenazar con dejar la casa por temor a que el perro deje olorosa la casa y cause bulla molestosa en las mañanas mientras él trata de dormir, las cosas fueron diametralmente distintas. 

“No era cierto, como nos dijeron desde Iowa, que no ladraría nunca. Pero es bastante considerado y ladra solo cuando está en nuestra casa o nuestra habitación de hotel”, escribe Bayly en su columna. 

Luego de esto, el autor de “Los últimos días de La Prensa” refiere que Leo ha ocupado el espacio del hijo (varón) que no ha podido tener. Como es público, Jaime tiene dos hijas con su primera esposa y una con Silvia. 

“Leo nos ha conquistado a tal punto, que lo quiero como si fuera el hijo varón que no pude tener. Le hablo, nos besamos lengua con lengua (sin importarme que pueda pasarme alguna bacteria: a lo mejor soy yo el infectado y se la paso a él), mordisquea mi maletín para impedir que me vaya a la televisión, me recibe con suma alegría cuando regreso a medianoche, se contenta tanto de verme y me hace tantas gracias y monerías que me conmueve y a veces me hace llorar, porque me doy cuenta de que me quiere más, mucho más, de lo que acaso podrían quererme ciertas personas de mi propia familia”, añade Jaime Bayly en su página web. 

Revisando el Instagram de Silvia Núñez del Arco se aprecia, efectivamente, que Leo ha ocupado un espacio muy especial en la familia. Viaja con ellos y aparece en varias fotografías. 

Por lo pronto la columna del periodista y escritor se ha viralizado en decenas de ‘fanpage’ de amantes de los animales y las mascotas en Latinoamérica. Algunos incluso comparten en los comentarios fotos junto a sus ‘engreídos’ de cuatro patas. 

“Cuando me toque morir, quiero que Leo esté a mi lado lamiéndome los cachetes y los labios, y si le toca morirse antes que yo, estaré a su lado, besándolo y diciéndole entre lágrimas todo el amor que siento por él, mi adorado hijo varón”, concluye Bayly Letts.